Actualización y Automatización de la Piscina: De Problemas a Soluciones Inteligentes

Carlos

Piscina Inteligente

Hace unos días, me dispuse a grabar un vídeo sobre las automatizaciones del jardín y la casa, pero surgió un imprevisto con la piscina que necesitaba atención urgente. El control de consumo de la piscina dejó de funcionar, y al desmontarlo, descubrí que el Shelly EM, que medía el consumo de la depuradora y la bomba de calor, había fallado. Aquí os cuento todo el proceso de diagnóstico, solución y algunas ideas para que podáis implementar en vuestras propias instalaciones.

Diagnóstico y Reparación Inicial

Al abrir el cuadro eléctrico, me encontré con un enredo de cables y componentes. Entre ellos, el Shelly EM estropeado, que hacía un zumbido fuerte y no se conectaba a la wifi, aunque su LED rojo seguía encendido. Para resolver el problema, decidí cambiar este dispositivo y aprovechar para ordenar y mejorar la instalación.

Reemplazo y Mejoras en el Sistema

Primero, cambié un Shelly 1, que controlaba las luces de la piscina, por un Shelly 1 Plus con ESPHome, que ofrece mejor rendimiento y conectividad. También evalué opciones para medir y controlar la cascada y el blower, y me decidí por un Pow R2, ya que tenía una pinza y se adaptaba bien a mis necesidades.

Con un buscador de tensión, confirmé que no había corriente antes de comenzar a trabajar con los cables, una medida esencial para evitar accidentes. Desmonté y ordené los cables, añadiendo punteras para asegurar conexiones más seguras y estéticas.

Soluciones de Ingeniería y Control

Una de las tareas más complejas fue asegurar la correcta disposición de todos los componentes dentro del cuadro eléctrico. Con el nuevo Shelly 1 Plus, controlando las luces de la piscina, y un Shelly Pro 2 para la cascada y el blower, conseguí una instalación más fiable. También integré un Sonoff Pow Ring para medir el consumo de la cascada y el blower, y un Shelly Pro 2 para la bomba de calor y la depuradora.

Para asegurarme de que todos los motores y componentes estuvieran bien conectados, utilicé bridas para ordenar los cables y asegurar las conexiones. Este proceso, aunque laborioso, garantiza que los motores que consumen hasta mil vatios funcionen sin problemas.

Innovaciones y Automatización Inteligente

Uno de los proyectos que más me entusiasmó fue la automatización del robot de limpieza de la piscina. Este dispositivo, que limpia la piscina en unas cinco o seis horas, ahora está controlado por un enchufe inteligente que mide el consumo. Cuando el robot deja de consumir energía, sé que ha terminado su ciclo de limpieza, y recibo una notificación para retirarlo de la piscina, evitando así que se deteriore por estar en agua salina.

Además, he implementado un sistema de depuración dinámica que ajusta las horas de depuración en función del número de personas que utilizan la piscina y la temperatura ambiente. Este sistema optimiza el uso de energía, aprovechando los excedentes de los paneles solares cuando es posible.

Conclusiones y Próximos Pasos

Después de un arduo trabajo, la piscina y todos sus sistemas vuelven a estar operativos. Ahora puedo centrarme en las automatizaciones del jardín, que era el objetivo inicial. Las mejoras no solo han resuelto los problemas existentes, sino que también han optimizado el funcionamiento de todo el sistema.

Pronto compartiré más detalles sobre estas automatizaciones, así que si os ha interesado este proceso, estad atentos a los próximos artículos. Y como siempre, cualquier duda o comentario es bienvenido.

¡Gracias por leer y hasta la próxima!

Deja un comentario